La historia del rock


Por: Fabian Zanotelli Oviedo

INTRODUCCION

El rock es un genero musical el cual tiene sus raíces en el rock and roll desde los años 50, por lo general en este genero se pueden usar diferentes instrumentos musicales pero los mas usados son la guitarra, el bajo y la batería.

Los orígenes musicales de la música rock son el blues y el jazz principalmente aunque su estructura se deriva de diferentes  fuentes como el country o el soul, también el rock fue evolucionando dependiendo de la época por ejemplo en los años setenta empezaron a nacer diferentes tipos de subgéneros del rock como soft rock, el hard rock, el rock progresivo, el heavy metal y el punk.

Sigue leyendo

Muerte en la sociedad prehispánica

Agrademos al museo virtual por brindarnos ayuda para elaborar nuestro proyecto ubicado en el siguiente link http://www.calacas.com.mx/mascara/prehispanico.html

Desde siempre se ha sabido que existe una explicación para  todo lo incomprensible ya que muchas veces sucede por razones que desconocemos, un ejemplo claro sería el de la muerte.

Festejar y tratar de entender a la muerte es algo my inusual ya que en la sociedad que vivimos es un dato muy único ya que andamos en búsqueda de respuestas referentes a este tema tan épico.

Los festejos que les tenemos a nuestros difuntos mantienen una tradición que nosotros los mexicanos llevamos a cabo cada año para mantener esta tradición.

 

Equipo Investigador: Mundo Contemporáneo

La evolución del rock.

El rock es un genero musical el cual tiene sus raíces en el jazz, el blues y algunos derivados del rock and roll desde los años 50. Por lo general en este género se pueden usar diferentes instrumentos musicales pero los más destacados son la guitarra, el bajo, la batería y el piano. En este tema voy a hablar sobre como fue evolucionando el rock y el metal. Todo empieza en los años 50 ya que en esa década se empezó a popularizar más con la aparición de Elvis Presley, aunque ya desde un poco antes ya existían artistas tocando ese tipo de música. En los años 60 se hizo aun más famoso este tipo de música con grupos como The Beatles, The Doors, The Who, Rolling Stone entre otros. También entre músicos destacados como Jimi Hendrix y a finales de esta década surgen grupos históricos como Led Zeppelín, Queen, Black Sabbath y Deep Purple entre otros. Con el disco Paranoid de Black Sabbath inicio la etapa del heavy metal, mientras que otros grupos como Led Zeppelín llevaron el rock a otro nivel y a todas las partes del mundo. A mediados de la época de los 70 surgen grupos como Aerosmith, Kiss, ACDC y Thin Lizzy sin mencionar a U2, The Ramones, Sex Pistols y Def Leppard, tambien salen grupos con riffs mas veloces también llamados grupos de heavy metal como es el caso de iron Maiden, Motorhead y Judas Priest. Por supuesto todo estos artistas mensionados anteriormente han sido la máxima influencia para los grupos que posteriormente llegarían.  En la década de los 80 el rock alcanza una nueva evolución como grupos como Bon Jovi, Poison y Twisted sister, mientras que a la vez surge con mas fuerza el rock alternativo con grupos a finales de los 80 como REM, Red Hot Chilli Peppers y Pixies, por parte del metal se logra popularizar el trash metal con grupos como Sepultura, Pantera y Overkill y por supuesto los 4 grandes del trash metal los cuales son Metallica, Megadeth, Slayer y Anthrax, mientras que por parte del hard rock nacen grupos como Guns And Roses. Llegando la década de los 90 inicia uno de los movimientos mas importantes en el rock, el movimiento grunge, siengo Nirvana el grupos mas representativo de la década gracias a su álbum Nevermind, sin dejar atrás a grupos como Alice In Chains, Tambien en esa época surgen nuevos artistas como Marylin Manson y por supuesto Oasis así como Radiohead, Muse, Green Day, System Of a Down,  Coldplay y Limp Bizkit a finales de la década mientras que a su vez surgen por parte del metal Korn, Linkin Park y Slipknot. Llegando por fin el nuevo milenio surgen otros grupos como My Chemical Romance y Killswitch Engaged aunque ya nunca se olvidaran los verdaderos grupos  mencionados anteriormente. En este tema he puesto los grupos más famosos en el mundo del rock aunque claro que me han faltado varios grupos muy buenos.

Por: Fabián Zanotelli Oviedo

La muerte en la sociedad prehispanica hasta nuestros tiempos.

Agradecemos a la pagina web http://html.rincondelvago.com/la-muerte_1.html por brindarnos esta informacion tan valiosa que citamos en nuestro blog.

EN TODAS LAS CULTURAS Y EN TODOS LOS TIEMPOS, LA MUERTE HA SIDO OBJETO DE REFLEXIÓN, CEREMONIAS Y RITUALES. ES ÉL TRANSITO MAS DURO E INEXPLICABLE PARA LOS HOMBRES – CON LA SOLA EXCEPCIÓN AL VEZ DEL NACIMIENTO, Y LA SEPARACIÓN DEL MUNDO DE LOS VIVOS Y DE LOS MUERTOS REQUIERE DE MINUCIOSOS CUIDADOS Y RIGUROSOS TABUES. LAS RELIGIONES se HAN PREGUNTADO E INTENTADO RESPONDER ACERCA DEL DESTINO DE LOS MUERTOS, Y PROMETEN UNA VIDA POSTERIOR O EL RETORNO A NUESTRO MUNDO. EL IMPACTO DE LA MUERTE SOBRE LOS VIVOS Y SU ACTITUD HACIA LA PERDIDA LLENA MILES DE LIBROS DE PSICOLOGIA, ANTROPOLOGIA, ESCATOLOGIA Y DEMAS. TODAS LAS MITOLOGIAS NARRAN EL VIAJE DE LOS MUERTOS AL INFRAMUNDO Y LAS PERIPECIAS QUE SE DEBEN ENFRENTAR ALLA; SACERDOTES, CHAMANES Y HEROES SON LOS UNICOS QUE LOGRAN FRANQUEAR LAS BARRERAS ENTRE LOS DOS MUNDOS. EN TODAS LAS CULTURAS DEL MUNDO HAY DIFERENTES CONCEPCIONES EN CUANTO A LA MUERTE, SOBRE TODO CUANDO SON MEZCLA DE DIFERENTES TRADICIONES, COMO LA NUESTRA, PARA CONOCER MAS SOBRE LA MUERTE EN NUESTRO PAIS, DEBEMOS REMONTARNOS A LA EPOCA PREHISPANICA, COLONIAL Y ACTUAL.

Cuando llegaron los primeros evangelizadores de españa, tenían una concepción del alma unitaria, pienso que esto les impidió entender que los indígenas atribuían a cada individuo varias entidades anímicas, y que cada una de ellas al morir tenia un destino diferente.

Tambien creían que las muertes era provocadas por determinado dios o diosa, y que dependiendo el tipo de muerte seria el lugar al que irían, por ejemplo: la muerte por ebriedad era producida por OMETOCHTLI(el principal dios del pulque) mientras que el que se ahogaba era por que TLALOC asi lo quería,

Tambien tenían la concepción de la Muerte como generadora de vida y que participaba en la concepción.

El día de los fieles difuntos se empezó a celebrar en la segunda mitad del siglo XVI, cuando restos de santos europeos y asiáticos empezaron a ser traídos, estos fueron recibidos desde el puerto de Veracruz hasta su destino final, eran transportados en medio de arcos de flores, oraciones y procesiones. En romerías festivas durante mas o menos 300 trescientos años sé bendijeron en las iglesias, “reliquias de pan de azúcar” antecesoras de nuestras calaveras de azúcar y el pan de muerto, estos después se guardaban como protección anual.

Cuando algún miembro de la monarquía moría, sus funerales eran muy fastuosos, mas que entierro parecian preparativos para una fiesta. Con la llegada al trono de España de los Borbones, en el 1700, la iglesia católica perdió bastante poder, la ilustración trajo una nueva forma de ver la vida y por supuesto la muerte, se buscaba vivir bien, asi la muerte y las enfermedades fueron alejadas de la vida cotidiana, se le considero al cuerpo Laico y a la enfermedad como consecuencia de la mala alimentación, se busco tener mas higiene en las ciudades y apartar los panteones del centro de estas. A estas medidas se opuso fuertemente la iglesia, que veía perder su lucrativo negocio de los lutos.

Actualmente las fiestas de día de muertos se realizan el 31 de octubre, el 1 y 2 de noviembre, estos fueron señalados por la iglesia católica para celebrar la memoria de todos los santos y de los fieles difuntos, en la actualidad se puede encontrar una esencia más pura de estas fiestas en las comunidades indígenas y rurales, se tiene la creencia de que las animas de los difuntos regresan esas noches para disfrutar en esencia de los platillos y flores que sus parientes les ofrendan.

Se dice que las animas llegan de forma ordenada, a los que murieron un mes antes de la celebración no se les pone ofrenda, pues carecen de tiempo para pedir permiso y acudir a la celebración, los que mueren en esos dias sirven como ayudantes para las otras animas, el día 28 de octubre es para los muertos asesinados con violencia o para los que murieron en accidente(este día casi nadie lo celebra), el 30 es para los niños que murieron antes de recibir el bautizo, estos son llamados “limbitos”, el 31 de octubre se ponen las ofrendas para los “chiquitos” en estas se colocan juguetes, dulces, etc. Al mediodía del primero de noviembre, suenan las campanas de las iglesias, para anunciar la llegada de los grandes.

 

El sentido de la muerte en la sociedad prehispánica

Agradecemos a la siguiente pagina por ofrecernos esta informacion tan interesante, que a continuacíon les presentaremos http://leyendascoloniales.blogspot.com/2009/10/la-muerte-en-la-sociedad-prehispanica.html

La muerte en la sociedad prehispánica

Desde el principio de los tiempo los humanos hemos tratado de encontrar explicaciones lógicas de lo que ocurre entre la vida y la muerte, sobre todo en esta última, que se siente la necesidad de trascender de diferentes formas. El culto a la muerte se ha manifestado en todas las religiones a lo largo de la historia de la humanidad.
En el pueblo mexicano el culto a los muertos alimenta nuestra vida ritual. Entender el porqué festejar a la muerte es algo que define nuestra identidad como cultura y sociedad. En la cultura mexica a la muerte no se la daba el significado que le daba la Santa madre Iglesia, la cual dice que el cielo ó paraíso es un premio y el infierno un castigo. Las culturas antiguas creían que las almas tomaban distintos caminos, según la causa por la que hubieran muerto.
Lugares de reposo en el México Antiguo

 Tlalocan: Uno de los caminos que tomaban las almas era el Tlalocan ó paraíso del Dios de la Lluvia (Tláloc); aquí llegaban las personas que habían muerto de causas relacionadas con el agua (ahogados, muertos por un rayo, gota, sarna, hidropesía, bubas, sacrificios en honor de este dios). Tlalocan era un lugar con abundancia, tranquilo, fresco y ameno. Los cuerpos enterrados como las semillas, para que luego germinaran.
Omeyocan: Este lugar era gobernado por Huitzilopochtili, dios de la guerra. Aquí llegaban aquellos que habían muerto en combate, en sacrificios y mujeres que morían al dar a luz. Estas últimas eran llamadas mocihuaquetzque (mujer valiente), pues también eran consideradas unas guerreras al librar una batalla a la hora de parir, ya que se debatían entre la vida y la muerte.
Podemos ver que la mujer era muy tomada en cuenta en esta sociedad, tanto así, que eran enterradas en el patio de palacio a la hora en que el sol se ponía, ya que lo acompañaría desde el cenit hasta su ocultamiento. La muerte de estas mujeres causaba alegría y tristeza a la vez, porque se pensaba que gracias a su valentía el sol las llevaba consigo. Por eso las parteras les dedicaban las siguientes palabras:

“ Habeís ganado con vuestra muerte la vida eterna, gozosa y deleitosa con las diosas que se llaman Cihuapipiltin, diosas celestiales. Pues idos ahora, hija mía muy amada nuestra, poco a poco para ellas y sed una de ellas”.

Mictlán: Este lugar era gobernado por Mictlantecuhtli, dios de la muerte. Aquí llegaban las personas que morían de causas naturales. Este lugar era oscuro, sin iluminación y de aquí las almas nunca podrían salir.
Para llegar al Mictlán el camino a seguir era muy complejo, pues por cuatro años debían transitar por distintos lugares antes poder llegar al Chignahuamitlán, lugar donde las almas de los muertos descansaban ó desaparecían. Para comenzar este largo y sinuoso camino, el difunto era enterrado con un perrito que le ayudaría a cruzar un río para poder llegar a Mictlántecuhtli, a quien ofrendaba manojos de teas y cañas de perfume, algodón, hilos colorados y mantas y los muertos del Mictlán recibían de ofrenda cuatro flechas y cuatro teas atadas a un hilo de algodón.
Los niños fallecidos tenían un lugar especial llamado Chichihuacuauhco, en donde había un árbol de cuyas ramas brotaba leche, de la cuál se alimentaban. Los niños volvían a la Tierra hasta que se destruyese la raza que la habitaba, así la muerte generaba vida.

Los entierros

Los entierros el cultura azteca variaban según fuera la persona que falleciera; si era un mercader, era sepultado con ropa y envuelto en mantas y plumas, con piedras preciosas, pieles de tigre, joyas de oro, y comida, porque correspondía a las mercancías que comerciaba.
Al ciudadano común se le sepultaba en mantas de plumas y papel, con jícaras, carne guisada, maíz y frijoles, para que tuviera alimento para el camino.
La sepultura de los guerreros era diferente; para ellos era llevada a cabo una solemne ceremonia en la plaza. Los ancianos, portando sus escudos y bastones entonaban cantos fúnebres acompañados del teponaztli. La ceremonio era dedicada al Sol, pues los guerreros muertos eran sus hijos. Estos funerales eran tan importantes, que cuatro días después se confeccionaban figuras semejantes a los difuntos, les hacían los ojos y la boca con papel y les colocaban plumas, bezotes y orejeras. Las figuras eran colocadas en un lugar especial para que las viudas les ofrecieran comida y tortillas, cubrían el suelo con pétalos de flores y encendían copal; y para concluir la ceremonia quemaban las figuras en una enorme hoguera, las viudas lloraban mientras los ancianos les daban palabras de consuelo.
Cuando un tlatoani ó gobernante fallecía, el funeral era de lo más suntuoso. En este caso los sacerdotes entonaban cantos fúnebres ó miccuícatl, había banquetes, los esclavos del difunto eran sacrificados para que lo acompañasen y sirviesen en el otro mundo, y una era construida una tumba muy alta. Para que el noble personaje no pasara pobreza era enterrado con abundantes riquezas, como joyas, mantas y plumas. Después había una procesión en la que iban los familiares, viudas y amigos. El cadáver era quemado, aromatizando la hoguera con copal, y se realizaban ceremonias por ocho días consecutivos.

Las ofrendas

Los entierros eran acompañados ofrendas con objetos que el difunto hubiera usado en vida u objetos que podía requerir para su tránsito al inframundo, como vasos, ollas, adornos, narigueras, concha nácar, caracoles, floreros y vasijas con forma de animales. La elaboración de objetos prehispánicos para las ofrendas era muy popular y no podían faltar; tenemos como ejemplos los vasos policromados mayas de Chamá, donde aparece animales subterráneos y nocturnos; también había instrumentos musicales de barro como timbales y sonajas con forma de calavera. Además se realizaban imágenes de dioses relacionados con la muerte, de cráneos en materiales como la piedra, cristal de roca y jade, braseros, urnas e incensarios con motivos mortuorios.
En estos ritos era muy común ofrendar los Tzompantli, que eran unas hileras de cráneos (con perforaciones a los lados eran ensartados), de los que habían sido sacrificados en honor a los dioses; simbolizaban la conclusión de un ciclo de 52 años y marcaba el inicio de otro, los Tzompantli se colocaban como representaciones escultóricas en sitios prominentes, cerca de los templo principales.

Equipo editorial: Mundo Contemporaneo

Mundo Comteporáneo

Edad Contemporánea

Es el nombre con el que se designa el periodo histórico comprendido entre la Revolución francesa y la actualidad. Comprende un total de 221 años, entre 1789 y el presente. La humanidad experimentó una transición demográfica, concluida para las sociedades más avanzadas (el llamado primer mundo) y aún en curso para la mayor parte (los países subdesarrollados y los países recientemente industrializados), que ha llevado su crecimiento más allá de los límites que le imponía históricamente la naturaleza, consiguiendo la generalización del consumo de todo tipo de productos, servicios y recursos naturales que han elevado para una gran parte de los seres humanos su nivel de vida de una forma antes insospechada, pero que han agudizado las desigualdades sociales y espaciales y dejan planteando para el futuro próximo graves incertidumbres medioambientales.

Los acontecimientos de esta época se han visto marcados por transformaciones aceleradas en la economía, la sociedad y la tecnología que han merecido el nombre de Revolución industrial, al tiempo que se destruía la sociedad preindustrial y se construía una sociedad de clases presidida por una burguesía que contempló el declive de sus antagonistas tradicionales (los privilegiados) y el nacimiento y desarrollo de uno nuevo (el movimiento obrero), en nombre del cual se plantearon distintas alternativas al capitalismo. Más espectaculares fueron incluso las transformaciones políticas e ideológicas (Revolución liberal, nacionalismo, totalitarismos); así como las mutaciones del mapa político mundial y las mayores guerras conocidas por la humanidad.

La ciencia y la cultura entran en un periodo de extraordinario desarrollo y fecundidad; mientras que el arte contemporáneo y la literatura contemporánea (liberados por el romanticismo de las sujeciones académicas y abiertos a un público y un mercado cada vez más amplios) se han visto sometidos al impacto de los nuevos medios de comunicación de masas (tanto los escritos como los audiovisuales), lo que les provocó una verdadera crisis de identidad que comenzó con el impresionismo y las vanguardias y aún no se ha superado.

En cada uno de los planos principales del devenir histórico (económico, social y político), puede cuestionarse si la Edad Contemporánea es una superación de las fuerzas rectoras de la modernidad o más bien significa el periodo en que triunfan y alcanzan todo su potencial de desarrollo las fuerzas económicas y sociales que durante la Edad Moderna se iban gestando lentamente: el capitalismo y la burguesía; y las entidades políticas que lo hacían de forma paralela: la nación y el Estado.

En el siglo XIX, estos elementos confluyeron para conformar la formación social histórica del estado liberal europeo clásico, surgido tras crisis del Antiguo Régimen. El Antiguo Régimen había sido socavado ideológicamente por el ataque intelectual de la Ilustración (L’Encyclopédie, 1751) a todo lo que no se justifique a las luces de la razón por mucho que se sustente en la tradición, como los privilegios contrarios a la igualdad (la de condiciones jurídicas, no la económico-social) o la economía moral contraria a la libertad (la de mercado, la propugnada por Adam SmithLa riqueza de las naciones, 1776). Pero, a pesar de lo espectacular de las revoluciones y de lo inspirador de sus ideales de libertad, igualdad y fraternidad (con la muy significativa adición del término propiedad), un observador perspicaz como Lampedusa pudo entenderlas como la necesidad de que algo cambie para que todo siga igual: el Nuevo Régimen fue regido por una clase dirigente (no homogénea, sino de composición muy variada) que, junto con la vieja aristocracia incluyó por primera vez a la pujante burguesía responsable de la acumulación de capital. Ésta, tras su acceso al poder, pasó de revolucionaria a conservadora, consciente de la precariedad de su situación en la cúspide de una pirámide cuya base era la gran masa de proletarios, compartimentada por las fronteras de unos estados nacionales de dimensiones compatibles con mercados nacionales que a su vez controlaban un espacio exterior disponible para su expansión colonial.

En el siglo XX este equilibrio inestable se fue descomponiendo, en ocasiones mediante violentos cataclismos (comenzando por los terribles años de la Primera Guerra Mundial, 1914-1918), y en otros planos mediante cambios paulatinos (por ejemplo, la promoción económica, social y política de la mujer). Por una parte, en los países más desarrollados, el surgimiento de una poderosa clase media, en buena parte gracias al desarrollo del estado del bienestar o estado social (se entienda éste como concesión pactista al desafío de las expresiones más radicales del movimiento obrero, o como convicción propia del reformismo social) tendió a llenar el abismo predicho por Marx y que debería llevar al inevitable enfrentamiento entre la burguesía y el proletariado. Por la otra, el capitalismo fue duramente combatido, aunque con éxito bastante limitado, por sus enemigos de clase, enfrentados entre sí: el anarquismo y el marxismo (dividido a su vez entre el comunismo y la socialdemocracia). En el campo de la ciencia económica, los presupuestos del liberalismo clásico fueron superados (economía neoclásica, keynesianismo -incentivos al consumo e inversiones públicas para frente a la incapacidad del mercado libre para responder a la crisis de 1929– o teoría de juegos -estrategias de cooperación frente al individualismo de la mano invisible-). La democracia liberal fue sometida durante el período de entreguerras al doble desafío de los totalitarismos soviético y fascista (sobre todo por el expansionismo de la Alemania nazi, que llevó a la Segunda Guerra Mundial).

En cuanto a los estados nacionales, tras la primavera de los pueblos (denominación que se dio a la revolución de 1848) y el periodo presidido por la unificación alemana e italiana (1848-1871), pasaron a ser el actor predominante en las relaciones internacionales, en un proceso que se generalizó con la caída de los grandes imperios multinacionales (español desde 1808 hasta 1898; ruso, austrohúngaro y turco en 1918, tras su hundimiento en la Primera Guerra Mundial) y la de los imperios coloniales (británico, francés, holandés, belga tras la Segunda). Si bien numerosas naciones accedieron a la independencia durante los siglos XIX y XX, no siempre resultaron viables, y muchos se sumieron en terribles conflictos civiles, religiosos o tribales, a veces provocados por la arbitraria fijación de las fronteras, que reprodujeron las de los anteriores imperios coloniales. En cualquier caso, los estados nacionales, después de la Segunda Guerra Mundial, devinieron en actores cada vez menos relevantes en el mapa político, sustituidos por la política de bloques encabezados por los Estados Unidos y la Unión Soviética. La integración supranacional de Europa (Unión Europea) no se ha reproducido con éxito en otras zonas del mundo, mientras que las organizaciones internacionales, especialmente la ONU, dependen para su funcionamiento de la poco constante voluntad de sus componentes.